Publicidad
Política · 15 de Febrero de 2010. 20:14h.

El miedo del president

La destitución de Maragall por Montilla podría tener un coste electoral negativo

El miedo del president

Una imagen de archivo del presidente Montilla

El presidente de la Generalitat, Josep Montilla, tiene razones de tipo electoral para no destituir a Ernest Maragall, después de las críticas que el consejero de Educación ha realizado sobre el Govern tripartito, a pesar de que la actitud de Maragall hubiera justificado una destitución.

Esas razones tienen un eje electoral. La actual legislatura termina el próximo otoño, e incluso se podría producir un adelanto electoral. Por tanto, una destitución de un consejero como Maragall, identificado con el sector catalanista del partido, podría provocar una crisis amplia.

Además, esa crisis, se produciría tanto en el partido como en el Govern, porque no se puede descartarse que una eventual destitución de Maragall podría haber provocado una dimisión del consejero de Economía, Antoni Castells, y un evidente malestar en otros consejeros.

El problema se produce, además, en unos momentos en que las encuestas electorales son muy negativas para el PSC e incluso para el tripartito, porque según los sondeos, es muy dudoso, en estos momentos, que los socialistas, ERC e ICV obtengan los escaños suficientes para reeditar la fórmula del tripartito.

Los problemas que la crisis económica está causando al Gobierno español de Zapatero también desgastan al Govern de Montilla que, además, ve cómo aumenta su desgaste por los intentos de Esquerra Republicana de marcar un perfil propio, unos intentos que llevan al partido de Joan Puigcercós a plantear una posición de equidistancia entre el PSC y CiU.

Al margen de los problemas que podría ocasionar una sentencia del Tribunal Constitucional que desnaturalice al Estatuto, la situación es muy delicada como para añadir la destitución de un consejero, con la correspondiente crisis en el Govern y en el PSC.

En este contexto, resulta especialmente significativa una información aparecida este lunes en el diario La Vanguardia, según la cual Carme Chacón será el número dos de la lista del PSC por Barcelona en las elecciones catalanas.

Sobre todo, si se tiene en cuenta que el nombre de Chacón ha sonado en varias ocasiones cuando se habla de una eventual sustitución de Montilla, una cuestión que, por ahora, no se ha planteado.

Publicidad
Publicidad

10 Comentarios

Publicidad
#10 sulfuro sulfuro, Barcelona, 16/02/2010 - 17:01

La destitución de Maragall podrá costar cuatro votos de la familia pijo-progre nacionalista.
Lo que le va acostar el poder a Montil es la enorme pérdida de votos de socialistas hartos de que atente contra su libertad
imponiendo el,catalán a toda costa.

#9 Fotem-los al carrer, Barcelona, 16/02/2010 - 14:11

Lluigi: Sector què??? Que diu que què???

#8 Barcelona, Barcelona, 16/02/2010 - 12:49

La por es no poder aprovar abans de marxar la creació de la Corporació Metropolitana, tradicional manjadora i contrapoder dels sociates .Saben que perdran ja que la idiotesa dels ciutadants te un límit i per això fan escarafalls del seu monstre tripartit

#7 lluigi, BCN, 16/02/2010 - 09:26

No soc socialista però Maragall i Castells son de lo poc competent que te PSC. Aquest sector catalanista tindria que fusionar-se amb ERC i junt Convergència ser el pal de paller de CAT. Els demes partits tindrian de quedar com radicalismes minoritaris.

#6 Companys, Barcelona, 16/02/2010 - 00:28

No mas experimentos de CiU o Tripartito. Las Autonomías deben suprimirse por estar rebosantes de funcionarios afines e ineficaces, que lastran la economía del país. Esta es la reforma que necesita la Constitución para volver a la senda del crecimiento.